Blog del Narco Alexa

El C.D.G estaría detrás del secuestro del padre una ex alcaldesa de Matamoros

El secuestro del padre de la ex alcaldesa de Matamoros (Tamaulipas), Leticia Salazar, cumplió una semana sin que se sepa todavía quién cometió el delito.

El C.D.G estaría detrás del secuestro del padre una ex alcaldesa de Matamoros

Se sospechó desde el principio de integrantes del Cártel del Golfo, quienes debido a la crisis por coronavirus se han fracturado en facciones. El viernes pasado, Ramiro Salazar Rodríguez conducía hacia su negocio de construcción, en la intersección de Calle 3 y Boulevar Cavazos Lerma, cuando un comando armado lo interceptó y se lo llevó a punta de pistola. Desde entonces, los familiares no tienen rastro de la víctima.

Los últimos detalles del caso revelados por Breitbart News, detallan que los allegados de Salazar Rodríguez recibieron una llamada de los secuestradores que exigían USD 2,5 millones para el rescate; sin embargo, se desconoce si están entablando negociaciones o siguen a la espera de que las autoridades resuelvan el caso.

Se presume que aunque la policía federal ya está trabajando para localizar al ex legislador, las investigaciones aún continúan bajo un sigilo absoluto, sobre todo después de que medios locales filtraran la noticia de los hechos.

El Cártel de Golfo ha estado lidiando con una serie de guerras territoriales internas, que han dividido a la organización criminal en facciones rivales. Éstas batallas han dañado los recursos financieros de las células de la organización criminal que, junto con las pérdidas económicas causadas por el nuevo coronavirus, han causado un problema de flujo de efectivo.

La pérdida de esos ingresos han llevado a la facción de Reynosa a dedicarse a atracos y robos, mientras que por su parte, el grupo de Matamoros parece estar más centrado en la extorsión y el secuestro de rescate.

A principios del confinamiento nacional, en el mes de marzo, se dio a conocer que supuestos miembros del Cártel del Golfo realizaron la entrega de despensas con productos básicos a la población de Ciudad Victoria, Tamaulipas.

“Cártel del Golfo en apoyo a C.D. Victoria. Señor 46 Vaquero”, se leía en cada paquete. El reparto de provisiones prosiguió en comunidades rurales de Matamoros.

Evaristo Cruz, alias “El Señor 46”, responsable del envío de despensas, no es operador de la organización criminal en Ciudad Victoria, sino en Matamoros, por lo que los víveres habrían sido un desafío a los narcos de la capital de Tamaulipas, incluso a grupos rivales del mismo cártel de las drogas.

Además, la entrega no se habría dado en la zona urbana, sino en áreas retiradas o de invasiones como la colonia Esfuerzo Popular, lo que ratifica que sería un reto de “El Vaquero”.

Violencia en Tamaulipas

El estado fronterizo de Tamaulipas vive desde hace años bajo el control del crimen organizado. Los narcos se mueven por la ciudad en comitivas de camionetas de lujo y cristales blindados con las siglas CDN (Cártel del Noreste) como única matrícula.

Este jueves , en un intento por ganar mayor protagonismo, dicha organización criminal cometió una de las demostraciones de violencia más brutales. Medios locales reportaron que frente a la casa del fiscal de Tamaulipas,José Trinidad Brambila Cárdenas, los sicarios abandonaron una cabeza y un narcomensaje, en el que amenazaban al servidor público.

De acuerdo con los detalles, los presuntos criminales llegaron al sitio, dispararon varias rondas al aire y huyeron de la escena antes de que llegaran las autoridades.

El incidente tuvo lugar en Ciudad Victoria, la capital del estado. Esta ciudad es el centro de operaciones de los Zetas Vieja Escuela, una facción rival del Cártel del Noreste.

Te puede interesar:  Nace el «Cártel de los Alemanes» en SLP, dejan de mantas junto a Zetas vieja escuela contra el CJNG

Brambila Cárdenas ha liderado múltiples investigaciones contra la organización criminal, que han resultado en arrestos importantes. Uno de ellos fue la captura de Ana Isabel Treviño Morales, hermana del ex líder de los Zetas, Miguel Ángel Treviño Morales, alias “Z-40”.