Blog del Narco Alexa

Reaparece ex Comandante Federal que cenaba con Amado Carrillo y protegía al CDJ

José Luis Patiño Esquivel, ex-comandante de la nefasta Policía Judicial Federal en los años 90 y señalado de proteger a «El Señor de los Cielos».

Reaparece ex Comandante Federal que cenaba con Amado Carrillo y protegía al CDJ

Amado Carrillo Fuentes, jefe del Cártel de Juárez, reapareció el fin de semana en el cumpleaños 56 del senador de Morena, Pedro Haces, líder de la CATEM, el nuevo sindicato afín a la 4T.  Ayer, AMLO fue cuestionado sobre su relación con la CATEM y presuntos abusos en la construcción del Tren Maya.

«Dicen que el sindicato es de usted», le preguntaron al Presidente.   «No tengo sindicatos ya ves que me echan la culpa de todo, hasta si se hacen algunas cosas me echan la culpa a mí y no sólo es CATEM, es la CTM, es la CROC, todas las organizaciones sindicales se portan bien», explicó el Presidente.

Quienes fueron Jose Luis Patiño y su hermano Victor Manuel

La Procuraduría General de la República (PGR) en 2007 reactivó una investigación en contra de Jose Luis y Victor Manuel Patiño ex jefes policiacos federales que protegieron al cártel de Juárez y  tuvieron negociaciones comerciales en los años 90 con empresarios mexicanos, entre ellos el propietario de un hotel de «gran turismo» ubicado en Cancún, Quintana Roo, y el sobrino de un importante magnate de medios de comunicación, que también es dueño de una cadena de hospitales privados en México.

Se trato de una indagatoria en la que se buscaba desmantelar una red de al menos 15 ex policías judiciales y ex agentes del Ministerio Público Federal (MPF) que desde la década de los 90 trabajaron bajo las órdenes de Amado Carrillo Fuentes, El señor de los cielos, quien falleció luego que se intentara realizar una cirugía plástica para cambiar su rostro.

En 1999, la PGR obtuvo órdenes de aprehensión en contra de los ex jefes policiacos señalados como presuntos responsables de los delitos de delincuencia organizada, contra la salud y lavado de dinero, pero en 2004, con diversos amparos otorgados por el Poder Judicial Federal (PJF), los acusados obtuvieron su libertad.

En 2005, el MPF reactivó las pesquisas, por lo que acudió ante el juzgado quinto de distrito en materia penal con sede en el Reclusorio Oriente para pedir por segunda ocasión la captura de los indiciados. Como las órdenes de aprehensión fueron negadas, la PGR se inconformó y pidió a un tribunal de alzada revisar el caso en definitiva.

Según consta en la toca penal 479/2005, en poder de La Jornada, la relación entre este grupo de protectores de Carrillo Fuentes y los empresarios mexicanos data de la década pasada, cuando José Luis Patiño Esquivel y Juan José García Castellanos, ex comandantes de la Policía Judicial Federal llegaron a Cancún para adquirir propiedades y negocios con el propósito de lavar el dinero que les pagaba el entonces líder del cártel de Juárez.

En ese destino turístico, Patiño Esquivel tuvo tratos de negocios con importantes empresarios mexicanos, según consta en diversas declaraciones ministeriales, entre ellas la que el 18 de noviembre de 1998 dio a la PGR el sobrino del magnate de medios de comunicación, empresario que además fue uno de los inversionistas cuya fortuna se incrementó a gran escala durante la administración foxista.

El declarante, quien estudió administración pública en la Universidad Iberoamericana y desempeñó un cargo público como analista de métodos en la Comisión Nacional de Salarios Mínimos durante administraciones priístas, admitió que en septiembre de 1997 pidió un préstamo de 150 mil pesos a Patiño Esquivel, «para saldar diversas deudas con Hacienda y con proveedores como el IMSS», que venía presentando un restaurante que adquirió meses antes en Cancún.

Asimismo, el testigo indicó que estuvo enterado de que otro empresario mexicano, dedicado al ramo hotelero y que además es accionista de una trasnacional, también tuvo tratos de negocios con Patiño Esquivel.

«Una ocasión comí en mi restaurante y platicando un poco con Patiño sobre los casinos que se iban a poner en Cancún; me comentó que tenía previsto regresar al Distrito Federal, pero que cuando autorizaran los casinos regresaría con su familia a Cancún, porque se encargaría de la seguridad de los mismos en el hotel (de la cadena de la que es dueño el inversionista mexicano), cuyo propietario también es accionista de Pepsicola», puntualizó a la PGR el declarante, de quien se guarda el anonimato.

Sin embargo, la investigación que ha reabierto el MPF no está enfocada a determinar si alguno de estos importantes empresarios mexicanos realizaron negocios con narcotraficantes o recibieron dinero de procedencia ilícita.

Básicamente, las pesquisas ministeriales tienen como propósito que sean sancionados penalmente los ex jefes policiacos y ex funcionarios del MPF que dieron protección durante casi una década al cártel de Juárez.

Junto con José Luis Patiño Esquivel y su hermano Víctor Manuel, la PGR tiene plenamente identificados a Rodolfo León Aragón, Lucio Cano Barraza, Juan José Salazar Carrillo, Juan Luis Ricarte Gutiérrez, César López Castañeda, Erick Escamilla Segovia, Josafat Brito Guadarrama, Rubén Ornelas Arecco, Juan José García Castellanos, Ricardo Laurentino A., Víctor Ortega Reza, Silvano Corral Alvarez, José Gutiérrez López y a Juan José García Castellanos, como algunos de los ex funcionarios públicos que mensualmente recibían cantidades millonarias de dinero de El señor de los cielos a cambio de garantizarle protección.

En el expediente en poder de este diario, en el que se recogen las investigaciones de la PGR durante más de una década, se menciona que «se tiene plenamente identificado que los hermanos Víctor Manuel y José Luis Patiño Esquivel se dedicaban a realizar relaciones públicas o intermediarias para buscar auxilio y protección a Amado Carrillo Fuentes, para que pudiera entrevistarse con miembros de la Policía Federal y de los estados y de las Fuerzas Armadas».

En el expediente también se reproduce la declaración ministerial de Adrián Carrera Fuentes, ex director de Aprehensiones de la desaparecida Policía Judicial Federal (ahora Agencia Federal de Investigación), quien el 1998 admitió a la PGR que desde 1993 otorgaba protección a Amado Carrillo.

«Entre julio y agosto de 1993, cuando me nombraron jefe de la policía a escala nacional, los hermanos Patiño Esquivel me invitaron a una cena con Amado Carrillo; en la reunión, Amado me pidió protección, y a cambio me dio un portafolio con 100 mil dólares.

Te puede interesar:  VIDEO: El Cártel del Golfo exhibe armamento en plenas calles de ciudad mexicana

Para garantizarle protección (al Señor de los cielos), designé a Víctor Manuel Patiño, director operativo de la Judicial; hubo compromiso firme de no perseguir a Amado Carrillo y para ello ordené a un grupo de judiciales para su custodia permanente», admitió Carrera Fuentes, quien también llegó a proteger a Juan García Abrego, ex líder del cártel del Golfo.

Reaparece ex Comandante Federal que cenaba con Amado Carrillo y protegía al Cártel de Juárez