Blog del Narco Alexa

Jaime González Duran “El Hummer” dio la orden de darle piso a Valentín Elizalde…

Se cumple un año más de la muerte de Valentín Elizalde, “El Hummer” es el apodo con el que se conoce a Jaime González Duran.

Jaime González Duran “El Hummer” dio la orden de darle piso a Valentín Elizalde...

Uno de los fundadores de los Zetas y quien, presuntamente, estuvo detrás de la ejecución del cantante Valentín Elizalde.  De soldado a sicario,  El 8 de octubre de 1971, González Durán nació en medio de la Huasteca Potosina en la comunidad de Xolmón, municipio de Aquismón.

A los 20 años se inscribió a las Fuerzas Armadas y después al Ejército y Fuerza Aérea de México. “El Hummer” estuvo en el Grupo Aeromóvil de Fuerzas Especiales durante 7 años y luego luchó como soldado especializado contra los narcotraficantes.

La vida en los Cárteles

En 1999, “el Hummer” desertó del grupo y prefirió unirse a Heriberto Lazcano Lazcano y así formar parte de la escolta del entonces líder del Cártel del Golfo, Osiel Cárdenas Guillén.

Durante 9 años, González Durán fue sicario al servicio de este cártel y creció en la organización, volviéndose jefe de plaza de Reynosa, Tamaulipas.

El Hummer y Valentín Elizalde

El 24 de noviembre de 2006, Valentín Elizalde, conocido como “El Gallo de oro”, realizaba su presentación en el Palenque de Reynosa cuando cantó “A mis Enemigos”, un corrido que presuntamente había dedicado “el Chapo” a sus opositores del Cártel del Golfo y del Cártel de los Zetas.

Elizalde no notó un detalle, entre el público estaba González Durán. “Siguen ladrando los perros, señal de que voy avanzando. Así lo dice el refrán para aquellos que andan hablando de la gente que trabaja y que no anda vacilando”, se escucha en la canción.

Se dice que Elizalde abrió y cerró su intervención en el palenque con el mismo tema, su público se lo había pedido.

El corrido habría desatado el enojo del Hummer, quien dio la orden a uno de sus hombres. “mátenlo”.

Detienen extradición
Las autoridades arrestaron a González Durán el 7 de noviembre de 2008, a pesar de que sus guardias intentaron frustrar su traslado. Luego lo condenaron a 35 años de prisión y un juez federal detuvo su extradición a Estados Unidos.