Loading...

“Siembran” ocho ejecutados por todo Ensenada; habían sido “levantados” horas antes

Loading...

Ensenada,BCS.- Los cadáveres de ocho personas, entre hombres y mujeres, desnudos y con huellas de tortura, fueron lanzados a la vía pública en el transcurso de tres horas.

Siembran ocho ejecutados por todo Ensenada; habían sido levantados horas antes

La madrugada del 19 de octubre en Ensenada. La Procuraduría aún no tiene línea de investigación. Testigos mencionan la participación de un comando e identifican una camioneta negra con vidrios polarizados, Seis de las ocho personas asesinadas la madrugada del jueves 19 de octubre, en distintas colonias de Ensenada, habían sido privados de su libertad un día antes en un domicilio del fraccionamiento de interés social Villa del Campo.

En la edición impresa de este reportaje se publicó una imprecisión al mencionar que entre las víctimas privadas de la libertad y asesinadas se incluía una adolescente de 14 años, la menor sí fue secuestrada pero en libertad horas después. Las dos mujeres que asesinaron eran jóvenes pero no menores de edad.

La masacre cometida por un comando armado sorprendió a la comunidad cuando los cuerpos de dos mujeres y seis hombres, todos ellos desnudos, con visibles huellas de tortura, maniatados, algunos ultimados con arma de fuego, comenzaron a aparecer en distintos puntos de la ciudad porteña.

La privación de la libertad está registrada en el Centro de Control, Comando, Comunicación y Cómputo (C4) a las 1:26 am del jueves, donde se recibió la llamada de una mujer para reportar que en la calle Agricultores y Paseo del Real de la colonia Villa del Campo, aproximadamente a las 8:00 pm del miércoles 18, varios sujetos armados y encapuchados llegaron en tres vehículos para llevarse a su hijo junto con cinco personas más.

Al llegar, agentes de la Dirección de Seguridad Pública Municipal y Policía Ministerial les informaron que entre el grupo de personas que se llevaron iba Jael Smith Félix Rodríguez, de 25 años, y la joven Esmeralda Mendoza.

Cinco horas después de la privación y casi a la misma hora que denunciaron las privaciones, los cadáveres empezaron aparecer y a ser reportados.

A la 1:25 am, agentes municipales de Tecate respondieron a un llamado emergencia en la calle Insurgentes de la colonia La Esperanza, detrás del Deportivo Siglo XXI, informaron a sus superiores que se trataba del cadáver de un hombre tendido en el suelo, con visibles marcas de violencia y desnudo.

Un minuto después un nuevo llamado, esta vez advertían que sobre la vía pública, en calle Olivo entre Sauce y Pirules de la colonia Villa Fontana, estaba otro cadáver con huellas de violencia, también desnudo.

El cuarto hallazgo registrado en el C4 fue en calle Dunas y Rocas del fraccionamiento Nueva Ensenada, a un costado del Centro Estatal de las Artes de Ensenada (Cearte) y el Issstecali, en la zona turística.

Transeúntes reportaron a las 2:06 am la presencia del cadáver de un hombre de alrededor de 40 años totalmente desnudo, bocarriba, con manos y pies en posición abierta, y también el de una mujer en similares condiciones con la cara cubierta. Ambos con evidencias de haber sido golpeados.

En este caso, un testigo mencionó a la autoridad que minutos antes pudo ver cómo desde un vehículo tipo Suburban de color negro, con vidrios polarizados, se arrojaron los cuerpos, huyendo la unidad del lugar.

El antepenúltimo reporte se dio a las 2:25 am, en este la denuncia indicaba que en la calle Paseo Pacífico de la colonia Artesanal, se encontraban dos cuerpos desnudos al parecer sin vida, al arribo de Policía Municipal y Cruz Roja, informaron que se trataba de dos masculinos con impactos de arma de fuego.

Más tarde, a las 7:12 am del mismo jueves, elementos asignados a la comandancia en el poblado de Maneadero fueron alertados por vecinos de los campos agrícolas que cerca del Mercado Quintero estaba otros dos cuerpos.

Al llegar informaron que se trataba de una pareja, el hombre de unos 55 años, de la mujer no ofrecieron detalles, solo que habían sido ultimados con arma de fuego en las inmediaciones de la Parcela 43 del Ejido Nacionalista Sánchez Taboada en Maneadero.

Al final de la jornada, peritos de la Procuraduría General de Justicia del Estado (PGJE) levantaron ocho cadáveres encontrados en las mismas condiciones, desnudos y golpeados, pero en diferentes colonias del municipio de Ensenada.

Procuraduría en blanco

Entrevistada al finalizar su comparecencia ante los diputados por la glosa del Cuarto Informe de Gobierno, la procuradora general de Justicia del Estado, Perla del Socorro Ibarra Leyva, se limitó a confirmar que seis personas fueron inicialmente privadas de la libertad en un domicilio particular y que los cuerpos empezaron a aparecer en el transcurso de la noche.

“Apenas iniciaron a esa hora el trabajo, del aviso que tuvieron, cuando iniciaron la investigación; apenas están en el trabajo fuerte, como líneas de investigación”, contestó la fiscal.

Al parecer hay dos cuerpos más -los primeros dos que se reportaron- que aún no están plenamente relacionados con el multihomicidio, sin embargo, las condiciones en que fueron encontrados son iguales al resto de los asesinados.

Alcalde “en modo de alerta”

Marco Novelo Osuna, presidente municipal de Ensenada, junto el recién nombrado director de Seguridad Pública Municipal (DSPM), Jorge Íñiguez, se limitaron a manifestar consternación y mencionaron que están en “modo de alerta”.

Horas del después del hallazgo, los mandos tuvieron una reunión de seguridad en la zona militar de El Ciprés.

El presidente municipal declaró, que a pesar de que resolver los delitos de alto impacto no está dentro de su jurisdicción, pedirá al gobernador Francisco Vega de Lamadrid, la preparación de 250 agentes más para que cubran la zona sur del municipio, donde está el conflicto.

“Que aumente personal, tiene solo cuatro o cinco camionetas ahí, nada más”, reclamó.

Nuevamente aseguró que agentes municipales han estado trabajando en coordinación con el resto de los grupos, pero no conocen la estrategia ni los operativos de las corporaciones.

Sobre el cambio de mandos y si los ocho asesinatos pudieran ser una advertencia del crimen organizado, el nuevo director de Policía, Jorge Íñiguez, respondió “no necesariamente”, para agregar: “La delincuencia va en aumento y se mueve, no se puede hablar de nuestro antecesor, pero estamos tomando otras estrategias, echando mano de la tecnología, punteamos las áreas más conflictivas en lo que nos corresponde a nosotros en la delincuencia, en los delitos del fuero común”.

Por último, Novelo reiteró que hará un llamado a la procuradora de Justicia para que de inmediato dé resultados en torno a las investigaciones pendientes, pero además, que entre de lleno en las desapariciones de ensenadenses, las cuales van en aumento.
"Siembran" ocho ejecutados por todo Ensenada; habían sido "levantados" horas antes

Loading...