Loading...

El Cártel del Sinaloa crece sin “El Chapo” Guzmán

Loading...

Mientras grupos delictivos como Los Zetas y el Cártel del Golfo han perdido poder entre 2014 y 2017 con la captura de sus líderes, el Cártel del Pacífico.

El Cártel del Sinaloa crece sin El Chapo Guzmán

Aún sin su máximo líder Joaquín Guzmán Loera, El Chapo, ha cobrado más fuerza, De acuerdo con información de la Procuraduría General de la República (PGR), en los últimos cuatro años son nueve los cárteles que tienen presencia en 20 de 32 entidades, y aunque en 2014 acumulaban 43 células delictivas o pandillas, para 2017 el número se redujo a 36, lo que representó una disminución de 16.2 por ciento.

Si bien Los Caballeros Templarios no tenían células criminales en 2014, ahora cuentan con dos en Michoacán: Los Tena, liderados por Fernando Cruz Mendoza, alías El Tena, y la otra célula encabezada por Homero González Rodríguez o Gonzalo González, apodado El Gatillo; aun con ello, el grupo ha perdido poderío.

Anteriormente este cártel estaba en nueve entidades: Michoacán, Guerrero, Guanajuato, Morelos, Estado de México, Jalisco, Colima, Querétaro y Baja California; no obstante, de acuerdo con datos recientes de la PGR obtenidos vía transparencia, ahora sólo se encuentra en Michoacán, a pesar de sus dos células.

Este grupo delictivo perdió gran parte de su presencia luego de la captura de algunos de sus líderes considerados como objetivos prioritarios del gobierno, como Servando Gómez Martínez, La Tuta, aprehendido el 19 de septiembre de 2014; Dioninsio Loya Plancarte, El Tío, capturado el 27 de enero de 2014, y Gregorio Abeja Linares, quien cayó el 20 de agosto de 2013.

Los Zetas, uno de los cárteles más sanguinarios y que no sólo trafica droga, sino que se dedica a la extorsión y al secuestro, es otro grupo que ha sido mermado, ya que en 2014 tenía presencia en Coahuila, Nuevo León, Tamaulipas, Tabasco y Guanajuato, y actualmente sólo está en Tamaulipas, entidad que disputa con el Cártel del Golfo.

Además, tras el abatimiento de Heriberto Lazcano, El Lazca, en 2012, y las aprehensiones de Miguel Ángel Treviño, El Z-40, y de Mario Ramírez Treviño, ambos en 2013.

También la captura de Omar Treviño, El Z-42, en 2015 ha debilitado al grupo ya que de contar con siete células criminales ya sólo tiene tres: Grupo Operativo Los Zetas, Grupo Operativo Zetas y Fuerzas Especiales Zetas.

La información del Centro Nacional de Planeación, Análisis e Información para el Combate a la Delincuencia de la PGR precisa que el Cártel del Golfo aunque mantiene su presencia en Tamaulipas y Quintana Roo, también ha sido aminorado principalmente en el primer estado con la desarticulación de seis células delictivas.

Asimismo, comparado con 2014, en la mitad del sexenio de la actual administración federal, el Cártel Jalisco Nueva Generación perdió presencia en la Ciudad de México, pero la mantiene en ochos estados.

A diferencia de éstos, el Cártel del Pacífico, pese a que El Chapo, su máximo líder, fue recapturado el pasado 8 de enero de 2016, ha recobrado fuerza, ya que, de tener sólo ocho células en 2014, ahora suma 10.

Lo anterior ha valido para que ese cártel, bajo el liderato de Ismael, El Mayo, Zambada, y los hijos de Guzmán Loera, Archivaldo y Jesús Alfredo, se haya fortalecido, ya que tiene presencia en siete estados.

Aunque hace más de tres años perdió a su célula denominada La Barredora, situada en Guerrero, inició operaciones en Sonora con Los Salazar y Los Memos, y en Baja California Sur, con Del 28.

Estos grupos se sumaron a la lista de otros siete con los que el Cártel del Pacífico ha extendido su territorio, ya que tiene presencia en Chihuahua con las células Gente Nueva, Los Cabrera, Los Artistas Asesinos y Los Mexicles; en tanto, en Durango, con Los Cabrera y el Cártel del Poniente o Los Bardales y en Sinaloa, con Gente Nueva.

Mientras que en Baja California, el cártel de El Chapo cuenta con el respaldo de los grupos El Aquiles y El Tigre, y en Coahuila, también con el Cártel del Poniente o Los Bardales.

A pesar de una disminución en el número de células de los grupos criminales y el debilitamiento de éstos, aún son nueve los cárteles que tienen gran presencia en el país y que mantienen disputas por el control de plazas en cada región.

La PGR precisa que entre los 20 estados que tienen presencia de cárteles están Chihuahua, Sinaloa, Durango, Chihuahua, Coahuila y Sonora.

Cártel del Sinaloa crece sin "El Chapo"

Loading...