Loading...

Cuatro hombres con cuerno de chivo asaltan a pasajeros e incendian autobús

Loading...

El gobierno de Guerrero afirma que en la unidad viajaban jornaleros migrantes que intentaban llegar a la frontera; organizaciones lo descartan, ya que crimen no quiere se restablezca el transporte.

Al menos cuatro hombres, armados con rifles AK-47, asaltaron a pasajeros e incendiaron un autobús que cubría eventualmente la ruta Chilpancingo-Chilapa en el nuevo libramiento, en Guerrero. Otro hecho similar ocurrió con una camioneta distribuidora de Marinela en la antigua carretera federal, a la altura del cerro del Machohua.

De acuerdo con reportes de la policía, aproximadamente a las 13:30 horas de ayer, cuatro hombres armados que se trasladaban a bordo de una camioneta interceptaron un camión que circulaba con dirección a la capital del estado, procedentes de Chilapa.

Los hombres le marcaron el alto a la unidad y, tras detenerse, ordenaron a pasajeros y chofer que se colocaran pecho a tierra sobre el asfalto, después les robaron su dinero y pertenencias.

Después del atraco, los sujetos incendiaron el autobús y se retiraron con dirección a Tixtla.

Al lugar llegaron bomberos del Estado y de Chilpancingo y paramédicos de la Cruz Roja, además de elementos de Protección Civil y elementos de la Policía del Estado y de la Federal.

Durante más de una hora la carretera de cuota quedó cerrada, una vez que las llamas fueron sofocadas por el cuerpo de bomberos se retomó la circulación gradualmente.

Casi de manera simultánea, otro grupo de hombres armados detuvo una camioneta distribuidora de alimentos chatarra en la salida oriente de Chilpancingo, a la altura del cerro del Machohua y sobre la antigua carretera que va hacia Tlapa.

La unidad también fue incendiada y atravesada sobre la cinta asfáltica, lo que también movilizó a los cuerpos de auxilio.

La versión encontrada

Ayer, el vocero del Grupo de Coordinación Guerrero, Roberto Álvarez Heredia, manifestó que en la unidad viajaban jornaleros migrantes que intentaban llegar a la frontera, pero que al ser interceptados se habían quedado sin dinero ni pertenencias.

De hecho, dijo que al parecer un jornalero presentó resistencia a entregar sus cosas y fue lesionado por los asaltantes.

Vía telefónica, Manuel Olivares Hernández, director del Centro de Derechos Humanos José María Morelos y Pavón, de Chilapa de Álvarez, negó que la unidad estuviera ocupada por jornaleros migrantes, ya que el Centro Morelos y Tlachinollan conocen muy bien el movimiento migratorio en la zona y tienen la certeza de que en la unidad incendiada solamente viajaban pasajeros que pretendían llegar a Chilpancingo.

Olivares Hernández explicó que el autobús ofrecía de manera eventual el servicio de transporte público, ya que ante la presión de grupos del crimen organizado, las urvans de las diferentes bases han dejado de dar el servicio.

Dijo que lo ocurrido ayer, es un mensaje muy claro de que la delincuencia organizada no quiere que se restablezca el servicio de transporte público de Chilapa hacia Tixtla y Chilpancingo, lo que consideró como algo sumamente delicado.

Loading...